Ya está. Ya empezó. Podemos tranquilizarnos. Ahora la espera por el partido de Argentina se hace más amena. Ya tenemos dos resultados sobre los cuales se pueden sacar algunas conjeturas.

Lo cierto es que esos dos resultados significan algo más que un punto para cada uno de los cuatro equipos del grupo A. La primera conclusión que se puede sacar es sobre la paridad de las selecciones. La segunda es que no se puede pretender bajo ninguna circunstancia que a alguno de los jugadores de Raymon Domenech intente hacer algo relacionado con el buen fútbol.

Otra es que me gustó la idea del equipo de Javier Aguirre. Los mejicanos intentaron llegar al gol a través de una idea. Lamentablemente para ellos, no les funcionó, pero los nervios del debut los pueden haber traicionado.

Pero lo más importante que puede exprimirse de la jornada de hoy es que no tengo ni idea cuál puede llegar a ser el rival de Argentina si llega a pasar a octavos de final.

Vamos a ver como evoluciona el grupo más difícil. Lo que es seguro es que ahora todos tienen la obligación de salir a ganar, por lo que los segundos partidos deberían ser mucho más atractivos que el bodrio protagonizado por franceses y uruguayos.

Anuncios